jueves, 11 de septiembre de 2014

Semana de clásicos: Jueves


Título: Historia de dos ciudades
Título original: A tale of two cities.
Autor: Charles Dickens.
Género: Crítica social, ficción, novela, novela histórica.
Fecha de publicación: 1859.
Fuente: Biblioteca virtual universal.

Sinopsis

Un clásico indispensable inspirado en la Revolución Francesa. Dickens nos ofrece un panorama de personajes cuyas humildes vidas se ven trastornadas por el estallido de un terrible suceso histórico. La historia transcurre entre Londres y París durante la época de la Revolución Francesa; una revolución que se presenta como un justo castigo a la aristocracia por los siglos de explotación y maltrato del pueblo.



Reseña

Es jueves y se acerca el fin de semana, estamos ansiosos por un descanso, amigos y ¿por qué no? esperando a ese chico especial. Así que hoy les traemos "Historia de dos Ciudades". Este libro, les confieso, me interesó mucho más, al ser digamos, una recomendacion hecha por Cassandra Clare de forma subliminal en su trilogía The Infernal Dervices (TID) los orígenes. Historia de dos ciudades es nombrado en estos libros como la novela favorita de Tessa (protagonista de TID). En opinión de Tessa, Lucía,  la protagonista de la novela clásica,  es un personaje fuerte y valiente, digamos que su modelo a seguir. Pues bien, quise leerlo para ver que era lo que tanto admiraba Tessa de Lucía. Cuando comencé a leer la novela les confieso que se me hizo mortalmente aburrida. Narra la historia de una joven chica Francesa de Nacimiento pero domiciliada en Londres, que con ayuda de un banquero, Lorry,  liberan a su padre, el Doctor Manete, el cual llevaba 14 años de prisión en Francia,  y al que creía muerto. Cinco años después, estos mismos 3 personajes tienen la oportunidad de ser testigos del juicio de Carlos Darney, quien es acusado de ser espía de Francia, que investiga los asuntos de Londres. Y gracias a la espectacular actuación de un abogado de mala reputación, Sydney Carton, es declarado inocente. Debo reconocer que esta parte del libro se me tornó tan increiblemente lenta, por supuesto la narración es simplemente exquisita (vamos ¡Es Dickens! ) sin embargo existen fragmenos de la novela e incluso personajes, que en principio no entendemos que tienen que ver con la trama y que parecen no ser para nada importantes, pues como les digo, es una historia realmente lenta que, no parece que tuviera tan solo 150 páginas. Deben disculparme si repito tanto esto pero es necesario para mí. No me gustaba para nada la historia,  no me atrapaba, la historia romántica era absolutamente poco interesante, pues, si debo decir que creo que Dickens no le dio la importancia que merecía. En un momento Lucía conoce a Carlos y, sin que siquiera entendamos cómo, ya son amigos y de repente se habla de una propuesta de matrimonio. Existen saltos en el tiempo que en mi opinión, son enormes, por lo cual la secuencia te hace perder el interés. Por ejemplo, en una escena Carlos le pide la mano de su hija, al Dr Manete y en la siguiente ya llevan varios años de ser esposos, Mmm... un poco mal para mí.Quiero echarle la culpa a Dickens de esto: los protagonistas no me gustaron en absoluto, y por esto sí no me tengo que disculpar. Sin embargo, el resto de los personajes principales... Me enamoré de ellos! No se si no soy imparcial,  pero el doctor Manete fue por mucho mi personaje favorito, no solo es un padre ejemplar, caritativo,  humilde y amoroso, si no que también existen giros tan asombrosos en su personaje que te dejan con ganas de saber más sobre su historia, la razón por la cual estuvo preso tantos años, el temor de creer que pueda convertirse en otra persona por los horrores de su pasado... en conclusión, el Dr. Manete es quien le pone el jugo a esta historia,  pues de no ser por él y su pasado el desenlace de la trama no existiría. Otro de los personajes que adore fue a Carton, el abogado, lo describen como una persona taciturna, amargada y poco sentimental quien se cree a si mismo poca cosa y alguien indigno para cualquiera. Hubiese querido conocer mucho más de él, el por qué de su comportamiento, la historia detrás de tantos quilos de amargura, sin embargo aún sin conocer nada de esto debo decir que LO AMÉ. Aproximadamente a mitad de la historia descubrimos que Carton sufre de la mas popular enfermedad: Amar sin ser correspondido. Y por supuesto que lo adivinaron, puesto que no existe otra chica en la historia, es de suponer que su interés amoroso es Lucía,  sin embargo, y a pesar de confesárselo, nunca quiso su amor de vuelta, pues como ya les mencioné arriba,  se consideraba indigno de cualquier persona y mucho mas para su Lucía. Muy romántico, eh? No se si tengo algún tipo de problemas escogiendo amores, pero para mi, Carton era el indicado. Carton se va haciéndole una promesa a Lucía, que daría su vida por ella o por alguien que ella amara solo para que fuera feliz... ya están viendo a donde llega esto, no? No importa lo que digas, Carton, para mií siempre serás digno.Muy bien, solo quiero decirles que a pesar de que no lo parezca al inicio, Historia de dos ciudades es una de las Novelas clásicas mas hermosas que he leído, a medida que vayan leyendo, se darán cuenta impresionados que sí vale la pena y les irá gustando. Denle una oportunidad, les prometo que al final llorarán y por si no fuera poco, los educará sobre historia, pues simultáneamente nos revelan los acontecimientos vividos en Francia en los años 1770, 80, 90... que les aseguro eran bastante difíciles. No me queda mas nada que decir mas que LEAN EL LIBRO, y en poco tiempo se veran atrapados en una hermosa y tragica historia y en dos ciudades.

-Val

1 comentario:

  1. Yo también entendí la indirecta de Cassandra, en los orígenes,,y desde ese momento quede obsesionada con la idea de leerlo; así que lo leeré, muchas gracias por tu reseña.

    ResponderEliminar